La Primera Organización Internacional de las Iglesias Evangélicas Apóstoles y Profetas es una organización Cristiana que sin fines de lucro nos dedicamos a predicar el Evangelio de nuestro Señor Jesucristo.

Comenzamos esta labor evangélica en Los Estados Unidos en 1980, en los estados de New York, Washington D.C. y Texas. Desde entonces, hasta hoy, se han alcanzado 18 Estados de la unión con un numero de 50 Iglesias.

Desde los Estados Unidos hemos alcanzado a Centroamérica, México y Canadá. Ayudamos en la construcción de templos, al establecimiento de obreros cristianos y a la organización de campañas Evangelísticas.

La dirección de toda la obra esta compartida entre una directiva central, directivas estatales y locales, y un ministerio evangelístico de alcance internacional, y otros ministerios locales y regionales que se dedican a la propagación del mensaje del Evangelio.

Los gastos que implica la obra en general se cubren por medio de donaciones voluntarias de los creyentes en concepto de diezmos y ofrendas de amor.

El ministerio pastoral es ejercido en totalidad por hombres con el llamado de Dios, tal como lo fue al principio cuando Jesús escogió a doce hombres, y más tarde a setenta para la gran tarea de la predicación.

Nuestra adoración es por medio del canto congregacional a viva voz, la oración de rodillas, la predicación de la Palabra de Dios, los testimonios y acciones de gracia por parte de los creyentes.

Las Iglesias son independientes en la administración de sus asuntos locales pero unidas entre sí por medio de doctrinas, reglamentos, y acuerdos que se toman mutuamente.

Se acepta la afiliación de cualquier Iglesia que comparta la misma fe, y esté de acuerdo con las doctrinas, reglamentos internos, normas y principios que rigen nuestra organización.

 

Como Surgió el Nombre Primera Organización Internacional

Un pequeño relato informativo e histórico a la vez acerca de nuestro concilio, y muy importante para nuevos pastores y miembros en general que les interesa saber de nosotros y así podemos identificar en medio de tantos nombres similares.

La Iglesia Evangélica Apóstoles y Profetas en los Estados Unidos incluyo en su nombre: Primera Organización Internacional, en 1989 cuando se extendió a Canadá, abriendo iglesias en Montreal y Toronto. Se incluyo también para diferenciarse de otros grupos que comenzaban a usar el nombre Apóstoles y Profetas sin seguir las doctrinas de la iglesia. Además se agrego también para demostrar que fue la primera que se fundó en los Estados Unidos. Y por último, por razones de registro ante el gobierno del distrito de Columbia en Washington DC.

Las primeras Iglesias se fundaron en Nueva York, Washington DC, Texas y luego en California. Desde entonces se ha dedicado especial interés por extender la obra a otros estados de la nación, hasta que en la actualidad se está predicando en diecisiete estados. Gracias damos a Dios que ha bendecido esta obra cuyo nombre no existía antes en los Estados Unidos y que parecía imposible que existiera.

Desde 1990, su carácter internacional, ha tomado mayor significado con la formación de iglesias en México, Guatemala, El salvador, Honduras y Nicaragua. La gloria sea para Dios. El propósito no fue competir sino mantener la fe y doctrinas que han sido características de la Iglesia Evangélica Apóstoles y Profetas. Y con esa fe trabajar y extender por nuestra parte, el glorioso Evangelio de nuestro Señor Jesucristo.

Por medio del Ministerio Evangelístico hemos realizado campañas masivas en diferentes lugares dentro y fuera de Los Estados Unidos, las cuales han sido de gran impacto por el mover de la mano de Dios en la salvación de muchas almas, y en la sanidad de los enfermos. A Dios sea la gloria.

 

Leave a Reply